Perú: CADE 2014 / Fernando Rospigliosi

En lugar de continuidad de una política, aquí tenemos carencia total de política.

La Conferencia Anual de Ejecutivos realizada en Paracas incluyó temas que no son usuales en este evento y que preocupan vivamente a los empresarios, como la corrupción y la seguridad ciudadana. De hecho, fueron los problemas que aparecieron en los dos primeros lugares en la encuesta realizada por Ipsos entre los participantes. La preocupación por el deterioro de la seguridad y el avance del crimen organizado se expresó en el hecho que hubo dos conferencias y un panel sobre el tema.

La excelente presentación del general (r) Oscar Naranjo, ex director de la policía colombiana entre 2007 y 2012, mostró una experiencia cercana de la que tenemos mucho que aprender. A principios de la década de 1990 Colombia estaba asediada por el narcotráfico y la delincuencia, con niveles de violencia pavorosos. Un consenso extraordinario entre los políticos, la sociedad civil –con participación muy importante de los empresarios- y funcionarios estatales, logró revertir la situación. VER MÁS…

Colombia: INPEC: ¿síntoma o causa? / Michael Reed Hurtado

Las cárceles están ardiendo; arden desde hace años y a nadie parece importarle. En 2012, antes del brote actual de crisis, las voces de alarma lograron alguna atención de los funcionarios de turno del Ministerio de Justicia. Visitaron algunas prisiones y se espantaron con lo que vieron. Prometieron que la solución estaba a la vuelta de la esquina con la construcción de más cárceles. Cupos y más cupos, esa es la promesa inmarcesible.

Por otro lado, los policías que para esa fecha dirigían el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec), trataban de tapar la inmundicia con jabón y trapero, y algo de pintura. Confrontados con el creciente hacinamiento, estos optaron por la negación literal: “no hay hacinamiento” afirmaba el mayor general (r) Gustavo Ricaurte, inventándose una fórmula delirante para medir la sobrepoblación. VER MÁS…

Colombia: Defensoría negó que hacinamiento en cárceles haya disminuido

La Defensoría del Pueblo desmintió este miércoles la disminución de 9,5 por ciento en el hacinamiento que se vive en las cárceles de Colombia anunciado el pasado lunes por el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec), que aseguró que actualmente este índice se encuentra en el 49 por ciento.

El Inpec informó en un comunicado que el descenso en la sobrepoblación se debe a que los jueces aplicaron una reforma con la que “han otorgado los beneficios de libertad condicional, prisión domiciliaria y suspensión de la pena a 18.732 internos y se han creado 489 nuevos cupos”.

Sin embargo, la Defensoría apuntó que “existen situaciones coyunturales que tienen alta incidencia en estos resultados, y que son completamente ajenas a las medidas judiciales que atribuye el Instituto”. VER MÁS…

Colombia: Gobierno asegura que bandas criminales redujeron un 48% su actividad este año

El presidente de la República, Juan Manuel Santos, aseguró este lunes que las bandas criminales redujeron en un 48%  su actividad delictiva en lo que va de año.

Santos indicó en su programa semanal Agenda Colombia que la actividad de las conocidas como bacrim “se ha reducido sustancialmente” y que “en lo que va corrido del año se ha reducido en un 48%”.

Asimismo, apuntó que estos grupos tienen actualmente unos 3.550 integrantes frente a 5.000 que tenían antes y que los
hechos delictivos registrados este año sumaron 242 frente a los 463 del año anterior.

El último enfrentamiento entre bandas que localizaron las autoridades fue la masacre de 8 personas en la ciudad de Calia principios de este mes, donde por disputas de negocios ilícitos relacionados de drogas se produjo el homicidio colectivo, según la Policía. VER MÁS…

Colombia: Huelga de hambre de reclusos agrava la crisis carcelaria / Juan Carlos Monroy

Unos 5 mil internos están en huelga de hambre por el alto nivel de hacinamiento y las malas condiciones en las prisiones.

Al problema persistente del hacinamiento que agrava la vida en las ya precarias y viejas cárceles se suman la huelga de hambre de 5 mil reclusos y el paro judicial de guardianes para completar una de las peores crisis carcelaria del país.

La sobrepoblación en las 138 prisiones del país es un problema de viaja data, pero en los últimos 10 años (2003-2013) aumentó en un 100 por ciento y eso se refleja en penales donde los reclusos duermen en pasillos por falta de espacio o celdas para cuatro intentos en los que se apretujan hasta 20.

Por las precarias condiciones de vida al menos cinco mil reclusos se declararon en huelga de hambre. “Ellos reclaman se declare la emergencia carcaleria para que les mejoren la salud, porque ni medicinas hay ni atención médica permanente, y las condiciones de reclusión, alimentación y régimen de visitas”, aseguró un familiar de un interno de la cárcel La Modelo. VER MÁS…

Colombia: El nuevo Código Nacional de Policía / Luis Fernando Álvarez J.

El derecho de policía se integra por el conjunto de normas orientadas a defender y mantener el buen orden, entendido como el conjunto de reglas que permiten desarrollar los valores de la seguridad, la salubridad, la tranquilidad y la moralidad sociales. Se trata de cuatro principios de la convivencia, que han de permanecer como elementos guías de la nueva legislación.

Ahora bien, las normas que protegen estos valores, tan queridos y necesarios para la convivencia social, provienen del Decreto Ley 1355 de 1970, que con algunas modificaciones adjetivas y procedimentales se mantiene vigente, no obstante haberse consagrado un nuevo orden constitucional y haber transcurrido más de cuarenta años, con los consiguientes cambios en el comportamiento social. VER MÁS…

Colombia: Negociar con criminales / Editorial El Colombiano

Ayer, finalmente, el fiscal general de la Nación, Eduardo Montealegre, formalizó el anuncio de una próxima iniciativa legislativa que, conjuntamente con el Ministerio de Justicia, radicará en el Congreso de la República para reformar -por enésima vez- el Código de Procedimiento Penal. El objetivo: incorporar normas que permitan a la Fiscalía negociar el sometimiento a la justicia de integrantes y capos de las bandas criminales.

De inmediato, para atajar preguntas incómodas pero ineludibles, el fiscal Montealegre precisó que no se trata de otra modalidad de justicia transicional, como la que beneficiará a las Farc; que no se les dará a las bacrim reconocimiento político ni estatus de combatientes, y que no habrá un proceso de diálogos como los de La Habana. VER MÁS…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 89 seguidores