Perú: Vaya chambita la de Urresti / Carlos Basombrío

La magnitud de la crisis de seguridad se refleja en recientes reportes de varios medios que dan cuenta de que las extorsiones a los negocios han llegado ya nada menos que al paradigmático emporio de Gamarra.

Esta grave modalidad delictiva empezó en El Porvenir y La Esperanza en Trujillo en el año 2006. Al comienzo cobraban cupos a microbuseros y taxistas por circular por determinados barrios y darles “seguridad”. Casi todos pagaron y los pocos que se resistieron sufrieron las consecuencias en sus propiedades y/o integridad física.

Ante la impunidad, ese negocio criminal creció como reguero de pólvora, y se extendió a otras actividades económicas (puestos de mercados, restaurantes, bodegas, etc.) y geográficamente se disparó hacia Lambayeque, Piura y Tumbes. VER MÁS…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: