México: La herida policial / Ernesto López Portillo

El Estado de derecho en México padece múltiples enfermedades crónicas y se desangra día a día por heridas de todo tipo. Acaso una de las peores hemorragias fluye por la herida policial. A este enfermo le pasa lo mismo que a tantas personas que van al médico con padecimientos graves y reciben medicinas para paliar los síntomas agudos, quedando la enfermedad inalterada y en progreso. Revisé el Programa Nacional de Seguridad Pública de los cuatro últimos sexenios y parece como si mirara a quien envían aspirinas, cuando lo que padece es cáncer, sólo que nadie se entera porque no se hicieron los análisis necesarios para diagnosticarlo. El diagnóstico que más se aproximó a la enfermedad profunda fue el del Programa 1995-2000 y, de ahí para abajo, en particular en lo que se refiere a la calidad de las instituciones. VER  MÁS…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: