México: Guerrero: ¿colapso? / Armando Román Zozaya

La semana pasada, la empresa Coca-Cola dejó de operar en Chilpancingo, Guerrero, pues, en los últimos cuatro meses 200 de sus camiones han sido saqueados. Asimismo, el pasado miércoles, dos empleados de la compañía fueron “retenidos” por estudiantes normalistas y por miembros de la CETEG; eventualmente, estos dos trabajadores fueron “intercambiados” por tres normalistas que las autoridades habían arrestado precisamente por estar robando un camión de refrescos.

Este episodio es el más reciente de una serie de acontecimientos que exhiben que, en Guerrero, el gobierno federal, el estatal y los municipales han sido superados por la realidad: en dicho estado, la ley es tinta sobre papel y nada más. Por eso, un día sí y otro también, hay asesinatos, secuestros, levantones, saqueos.  VER MÁS…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: