México: La evolución del Cártel Jalisco Nueva Generación: de la extinción al dominio global

En menos de una década esta organización criminal ha desplazado a los cárteles tradicionales y ha ampliado su zona de operación hasta Asia y Oceanía

En menos de una década el Cártel Jalisco Nueva Generación se ha convertido en una de las organizaciones dedicadas al tráfico de drogas más prolíficas y violentas del mundo. De un reducido grupo de desertores del ahora extinto Cártel del Milenio evolucionó hasta conformar una vasta red criminal cuyos nexos se extienden a toda América, así como a Europa y Asia.

La clave de su rápida incursión ha sido la presencia estratégica de operadores en la frontera suroeste de los Estados Unidos, colindante con Tijuana, y en la frontera noroeste, colindante con Vancouver, Canadá. Aunado a ello, tiene control en zonas de los océanos Atlántico y Pacífico. VER MÁS…

México: La violencia domina el robo de autos; 70% de los casos, en 7 estados

El delito se incrementó 8% durante un año en todo el país y la recuperación de vehículos se redujo 6.2%, reportaron aseguradoras que operan en México

El robo de vehículos creció 8% y los casos de violencia asociados con este delito aumentaron tres puntos porcentuales, dieron a conocer las aseguradoras que operan en México.

De acuerdo con el reporte Robo y Recuperación de Automóviles Asegurados de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), en el periodo septiembre 2015- agosto 2016 fueron robados 66 mil 780 automóviles.

De esos casos, 57% se realizó con violencia, tres puntos porcentuales más que un año antes. El documento también destaca una disminución de 6.2% de unidades recuperadas. VER MÁS…

 

¿Por qué tener un índice delictivo metropolitano? (Segunda parte) / Rodrigo Elizarrarás

Este gobierno ya tiró la toalla. Para muestra basta mencionar que uno de los pilares de la estrategia de seguridad –el programa de prevención del delito– no se le asignó un solo peso para el próximo año.

Hay varias señales que indican que este gobierno ya tiró la toalla. Al menos en el tema de seguridad todo indica que así es. Lo cierto es que a cuatro años de la brillante estrategia del gobierno federal aún no hay resultados claros que nos hagan pensar que se resolvieron los temas de los que se quejaban al principio del sexenio. Basta mencionar que uno de los pilares de dicha estrategia –el programa de prevención del delito– no se le asignó un solo peso para el próximo año.

Tres años después, la discusión sobre la calidad de las cifras delictivas en México está un tanto entumecida, por no decir muerta. Ya casi nadie comenta sobre la calidad de los datos delictivos y la metodología empleada por el SESNSP, ni sobre algunos otros indicadores que pudieran ser útiles para el análisis de la inseguridad. En general, los análisis mensuales se basan principalmente en las averiguaciones previas de homicidios dolosos y párele de contar. VER MÁS…

¿Por qué tener un Índice Delictivo Metropolitano? / Rodrigo Elizarrarás

¿Por qué no tenemos o no queremos un índice delictivo a nivel metropolitano en México? ¿Acaso no queremos comparar por el potencial problema político que implica?

Ya sé, quizá debiera estar escribiendo sobre la fallida visita de Trump a México y sus consecuencias –incluyendo la salida de Videgaray–, pero lo cierto es que no voy a abonar nada nuevo a la discusión de lo-ya-mil-veces-repetido. Quizá por eso mejor me dedico a mis temas y tratamos de reposicionar en la agenda problemas que han dejado de tener interés en la agenda de seguridad.

En México, poco más de 70 millones de personas viven en las principales ciudades, esto representa el 63 por ciento de la población si consideramos exclusivamente a las 72 principales zonas metropolitanas[1]. Si nos enfocamos en estas zonas urbanas, durante el 2015 se cometieron más de 84 mil delitos de alto impacto; esto es, el 84.2 % del total de homicidios dolosos, secuestros, extorsiones, robo con violencia de vehículo, casa habitación y negocios cometidos en todo el país. Es decir, la gran mayoría de estos delitos. VER MÁS…

Homicidios en México: estas son las 50 ciudades con mayor y menor número de asesinatos

Colima y Guerrero concentran siete de las ciudades mexicanas con las tasas más altas de homicidio; en contraste Nayarit e Hidalgo tienen a 4 de las 5 ciudades con el menor índice de asesinatos.

Tecoman, Manzanillo y Acapulco son las tres ciudades mexicanas con más de cien mil habitantes con la tasa más alta de homicidios en el país. El nivel de violencia en 2016 en esos municipios es tal que, en promedio, una de cada mil personas ha sido asesinada.

A nivel nacional la tasa de homicidios dolosos al concluir el 2016 será de 15 casos aproximadamente; en estas tres ciudades la tasa supera los 100 asesinatos. VER MÁS…

Violencia en México bate récord en abril: 56 víctimas de asesinato cada 24 horas

Según datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública, la violencia en Colima continúa escalando: es la entidad con más víctimas de homicidio por cada 100 mil habitantes, por delante incluso de Guerrero, Sinaloa y Baja California.

El pasado 22 de abril, Animal Político publicó que la violencia en México seguía batiendo récords con un promedio de 55.7 víctimas de homicidio al día para marzo, el dato más alto desde que en enero de 2014 el Gobierno Federal comenzó a publicar un reporte sobre víctimas. Pues bien, un mes después, la violencia en México suma otro nuevo récord.  VER MÁS…

El Salvador: Policía: vivimos con psicosis por la violencia / Dora Estela reyes

Desde 2014 a lo que va del presente año han muerto violentamente 129 policías, según fuentes oficiales

“No ando tranquilo, vivo preso en mi propia casa, tengo años de no salir a un parque o a una playa”, expresó con tristeza el agente policial, Marvin Reyes, quien aseguró que los constantes ataques a policías por parte de estructuras pandilleriles es causa de que agentes vivan con psicosis y estrés.

Reyes es policía desde 1996, desde hace 20 años brinda seguridad a la ciudadanía y siempre ha realizado sus funciones “con el mayor de los gustos”, sin embargo, asegura que ante la vorágine delincuencial que se vive en el país y que en 2015 cobró la vida de 64 agentes se ha vuelto una persona intranquila y temerosa de que cualquier día pueda arrebatársele la vida.

“Al único lugar donde salgo es al supermercado a comprar las cosas de la casa, nosotros no salimos, no podemos tener una vida social porque los criminales aprovechan esos espacios en los que estamos más vulnerables y andamos con la familia”, explicó el agente en una entrevista exclusiva para Diario ContraPunto. VER  MÁS…